Compartir

El pasado fin de semana durante el puente vacacional correspondiente al periodo de Semana Santa, el fenómeno conocido como “marea viva”, arrasó con todo lo que encontró a su paso.

Centenas de turistas; extranjeros y nacionales disfrutaban de un día agradable en la playa de “La Choya”, en el municipio de Puerto Peñasco, Sonora, cuando de pronto, se vieron alcanzados por el mar que rápidamente ganó terreno y reclamó algunos objetos; autos, sombrillas y hieleras fueron alcanzados por el Mar de Cortés.

Afortunadamente y gracias a la pronta reacción de los cuerpos de rescate, no existen reportes de personas lesionadas o desaparecidas, solamente pérdidas materiales.