Compartir

Anas Modamani demandó a la compañía de Mark Zuckerberg por no borrar noticias que lo vincularon con delitos y ataques militantes, luego de tomarse una foto con la canciller alemana, Angela Merkel, y compartirla en su perfil, tras el atentado en el aeropuerto de Bruselas.
La corte alemana desechó la acusación al determinar que la plataforma social no era “ni participante ni perpetradora” de la difamación; sin embargo, actualmente el gobierno alemán revisa una legislación para multar con hasta 50 mil euros a las redes sociales, por no remover información falsa o discursos de odio 24 horas después de ser reportados.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here