Compartir

La Conferencia del Episcopado Mexicano ha declarado que en los últimos 10 años el clero diocesano tiene registrados 426 sacerdotes investigados por abuso sexual contra menores y otras faltas.

En conferencia de prensa, el presidente de la CEM, Rogelio Cabrera López, y el secretario general, Alfonso G. Miranda Guardiola, detallaron que 217 sacerdotes han sido retirados del orden clerical.

En total resumieron que son 271 casos de abusos a menores en el ámbito eclesial, más otros 155 procesos por otras faltas. Del total, 426 sacerdotes son investigados, 173 están en proceso y 253 han sido completados.