Compartir

Carolina del Norte – Joven hondureño, llamado Oliver Funez, con 18 años de edad, acusado de decapitar a su madre en su propia casa, e su declaración, les dijo a los oficiales que acuchillo a su madre por varias veces sólo “porque tuvo ganas”.

Según la información de las autoridades, Oliver llamó al número de emergencias después del homicidio por lo que le dijo a quien lo atendió que le clavó el cuchillo 8 veces y lo dejó en la boca de la madre.

Afortunadamente, su hermana y hermano que se encontraban en ese momento, no sufrieron ningún daño.

El muchacho fue acusado este lunes por homicidio premeditado, según la orden de arresto. Además, las autoridades pretenden realizar una evaluación psicológica, ya que ingería cuatro medicamentos para una afección psiquiátrica.

 

Con información de Diario Milenio.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here