Compartir

El próximo lunes 9 de octubre será el día en el que el pleno del Parlamento catalán analizará los resultados del referendo del pasado domingo y, tal y como anunciaron las propias formaciones separatistas, “se declarará la independencia y el nacimiento de la nueva república independiente de Cataluña”. La decisión, que era a lo que se habían comprometido los dirigentes catalanes durante la campaña, supondrá elevar aún más la tensión con el Estado español, que anunció más movilización de efectivos policiales.

En Madrid, ultiman la posible aplicación del artículo 155 de la Constitución, que supondría la suspensión de la autonomía y una eventual detención de los principales líderes de la independencia, también trascendió el procesamiento del mayor de los Mossos d´Esquadra, Josep Lluís Trapero, por un delito de “sedición” por su actuación durante el referendo, en el que ordenó a sus agentes no actuar durante la votación ante el posible riesgo para la población.

Con información de La Jornada.

Comments are closed.