Compartir

Después de que la candidata de Morena al gobierno del Estado de México, Delfina Gómez Álvarez, exigiera la reducción en 50% de los gastos de las campañas en la entidad por considerar un “despilfarro” los 285.5 millones de pesos que el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM) estableció como tope de gastos de campaña para cada candidato en las elecciones del próximo 4 de junio; el día de hoy rechazó firmar el reto que había propuesto.

El argumento que utilizó en ese entonces fue: “Hace unos días pedí que seamos congruentes con la situación del estado de México; esos montos abren la puerta al dispendio y al derroche de recursos en las campañas”. Hasta ahora, se desconoce la razón que originó el cambio de opinión.

Sin comas ni comillas, información en el punto.

Con Información de: Megáfono

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here